Publicado 07/10/2002

Conductividad hidráulica de los suelos del oasis regado por el río Tunuyán medio

Por: Mirabile Carlos. Mendoza, Argentina. 2002. En: XIV Congreso Nacional del Agua, Córdoba, Argentina.

“Vastas extensiones de suelos cultivados bajo riego están degradados por problemas de drenaje y o salinidad. Uno de los parámetros más importantes para determinar el espaciamiento de los drenes en un saneamiento y recuperación de suelo, es la conductividad hidráulica. Dicha propiedad interviene en todas las fórmulas de cálculo de espaciamiento de drenes.
La instalación de un buen sistema de drenaje demanda una muy fuerte inversión y un costo permanente de mantenimiento, por lo que el espaciamiento entre drenes interviene en forma fundamental en la economía del proyecto. Muchos son los factores que influyen en la variación de la conductividad hidráulica, entre ellos la textura, porosidad, estructura y capacidad de intercambio catiónico del suelo, como también la salinidad y tipo de sales del agua entre otros.
Dada la importancia descripta, el objetivo del trabajo es la elaboración de un mapa de conductividad hidráulica de los suelos del oasis regado del río Tunuyán medio (90.000 has), de las cuales el 50 % presentan problemas de drenaje y salinización en los periodos hidrológicos ricos.
Este mapa de isolíneas de igual CH, será de mucha utilidad para la realización de proyectos de drenaje a nivel zonal y parcelario, permitiendo un correcto cálculo de espaciamiento de drenes.
Para ello se realizó dos ensayos de CH frente a cada uno de los freatímetros (que acusaron nivel freático hasta los 3 m), de la red existente en el área, y se obtuvo el mapa de isolíneas de igual CH que permite inferir que el área posee una conductividad hidráulica moderada a moderadamente rápida, según la clasificación del Servicio de Conservación de Suelos de los Estados Unidos.
Sólo un 10% de los sitios muestreados presentan valores de CH cercanos al límite inferior del rango moderada (0,5-1,5 m/día), e igual porcentaje de sitios poseen valores levemente mayores a el límite superior del rango moderadamente rápida (1,5-3 m/día).
Existen dos zonas con CH menor a 1 m/día, la primera se ubica entre las ciudades de Palmira, San Martín y la localidad de Barreales, la segunda entre la ciudad de Junín y el pueblo de Phillips.
Ambas zonas presentan los niveles freáticos más elevados del área 1 a 1,5 m, como también la freática más salina, 12 a 16 dsm-1 en la primera zona y de 8 a 16 dsm-1 en el sector este de la zona 2. También las dos zonas presentan síntomas de degradación por problemas de salinización de suelos y freática elevada la que no solo produce asfixia radicular sino intoxicación debido a su elevada salinidad. “

Para ver el informe completo haga click aquí:
Puntaje de la nota según los lectores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *